El Laberinto todo banda

 

Se trata de unos altavoces  “full range” (todo banda)

cuyo principio es reproducir con un solo altavoz todo

las frecuencias,  para impedir el corto-circuito

acústico que se produce en las frecuencias bajas, la

onda posterior debe recorrer un camino muy largo

en el interior del recinto antes de salir; esto se logra

por medio de tabiques internos dispuestos de manera

que obliguen a la onda posterior a contornearlos,

realizando así un trayecto suficiente, por lo menos

igual a una longitud de onda de la frecuencia mas

baja; La onda posterior podrá ser mas o menos

absorbida, en el transcurso de su recorrido, con la

ayuda de materiales apropiados.

 

 

Las frecuencias medias y altas salen por la parte delantera del altavoz hacia nosotros,  además  he incorporado un Super  Tweeter de Fostex que trabaja en  frecuencias donde no alcanza el altavoz “full Range”  es decir desde los 4kHz a 35kHz, este Tweeter esta  conectado en serie  con un condensador  para que trabaje en el rango de 9kHz hacia arriba, de esta forma mejoramos toda la parte alta, rica en micro información y armónicos,   como los  de una guitarra e incluso de un  bajo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En mi caso, es importante decir que deberemos encontrar ese punto de equilibrio entre el altavoz todo banda y el Tweeter, para que este ultimo no se imponga y nos machaque  las frecuencias de gama media,  tan importantes y donde transcurre gran parte de la música.

 

Para aquellos casos donde los dB del altavoz y del tweeter no son iguales y para rebajar la presencia del  Tweeter existen atenuadores, que nos permitirán escoger el volumen adecuado.

 

Aunque con la elección de un condensador adecuado también conseguiremos este efecto sin tantos artilugios de por medio, en mi caso un condensador de 1,5uF es suficiente, hace que el Tweeter trabaje con una atenuación de -3 dB a  9kHz , a -1 dB a 16kHz y a 0 dB a 32kHz.